España

Interceptado un velero en las Azores con más de una tonelada de cocaína

SANTIAGO Actualizado:30/07/2020 21:11h Guardar

Doble golpe al narcotráfico en Galicia. Por una parte, siete personas han sido detenidas en un operativo desarrollado por Vigilancia Aduanera, Guardia Civil y Policía Nacional en el área de Pontevedra, vinculados a la localización al sur de las Azores de un velero que se dirigía a Galicia con más de una tonelada de cocaína en su interior. A bordo han sido apresadas otras cinco personas. Por otra parte, la Guardia Civil ha descabezado a uno de los grupos «más activos» de la Comunidad en el cultivo y venta de marihuana, con 10 detenidos y más de 2.000 plantas intervenidas en la localidad coruñesa de Aranga.

El operativo desarrollado en Pontevedra es el resultado de la «operación Bateas» que, tras meses de investigaciones, interceptó en la mañana del miércoles al velero «Nergha», de bandera española, al sur de las Islas Azores. En su interior, confirmaron a Ep fuentes próximas a la investigación, se ha localizado un alijo de importantes dimensiones, que se estima en más de mil kilos de cocaína.

El velero, interceptado por funcionarios de los tres cuerpos a bordo del patrullero de la Armada «Bam Rayo», y sus cinco tripulantes detenidos, viajan escoltados hacia Las Palmas. Está previsto que lleguen a territorio canario la próxima semana. Allí se realizará el pesaje definitivo de la droga. Los investigadores creen que tenía por destino las costas gallegas.

El abordaje del velero surge de una investigación conjunta realizada por la Unidad Operativa de Vigilancia Aduanera de la Agencia Tributaria en A Coruña, el Greco y la UDYCO Galicia de Policía Nacional, así como ECO Galicia y EDOA Pontevedra de la Guardia Civil. La investigación se tramita desde el Juzgado Central de Instrucción número 4 de la Audiencia Nacional.

La génesis del operativo se remonta a diciembre de 2019, en conexión las actividades ilícitas a las que se dedicaba una organización criminal instalada en la comarca pontevedresa de O Salnés. Los investigadores no sólo identificaron la intención de transportar la droga de los componentes de la organización, sino también identificar el medio de transporte que pretendían utilizar para hacer llegar a España la partida de cocaína.

El velero aprehendido llamó la atención de los investigadores de Galicia cuando, tras una navegación errática cerca de las costas gallegas, tuvo que solicitar apoyo de Salvamento Marítimo para llegar a puerto. Este hecho acabaría desembocando en la «operación Bateas».

A lo largo del segundo trimestre de este año, de forma paciente, el trabajo policial se centró en el control, tanto del medio de transporte (sometido a reparación y transformación en diferentes puertos de la provincia de Pontevedra), como de las personas que iban a formar parte de la tripulación. Asimismo, también se puso vigilancia a las personas situadas «en un escalón superior de la pirámide», que «dirigían la estrategia con los proveedores para cargar el estupefaciente».

Salió de Cobres el 16 de junio

El velero intervenido, matriculado en Vigo, salió del puerto de Cobres (Pontevedra) el 16 de junio de 2020 y, tras paradas en Cascais (Portugal) y Cádiz, puso rumbo al sudoeste, hasta alcanzar una posición a unas 600 millas al oeste de Cabo Verde. En estas coordenadas recibió el cargamento de droga, que había partido de algún punto por determinar de la costa de Sudamérica.

Ya con el alijo, el velero comenzó la navegación hacia el norte, hasta el punto en el que ha sido aprehendido. A bordo del barco se ha procedido a la detención de los cuatro tripulantes que salieron en junio de la provincia de Pontevedra (dos españoles, un portugués y un brasileño). Se les sumó un quinto tripulante, también español, del que se desconoce el medio utilizado para llegar al velero.

De forma paralela, y fruto de la investigación desarrollada en tierra, este jueves se desplegó un importante operativo en la provincia de Pontevedra, a través del cual se efectuaron siete detenciones y siete entradas y registros, en los que se han intervenido, entre otros efectos, diversa documentación vinculada con la droga.

Uno de los principales vendedores de marihuana

Por otra parte, la Guardia Civil ha descabezado, fruto de varios meses de investigación, uno de los grupos «más activos» de Galicia en el cultivo y venta de marihuana. La intervención se ha saldado con 10 personas detenidas y más de 2.000 plantas de marihuana intervenidas en la localidad coruñesa de Aranga. Según ha informado la Guardia Civil, y recoge Ep, ya en el mes de febrero se procedió a la detención en Culleredo del principal distribuidor vinculado a este grupo, que fue interceptado con un kilo de cogollos preparados para su venta.

Ya en julio se procedió a la detención de otra persona en la localidad de Ordes, cuando se disponía a entregar un paquete con 250 gramos de cogollos de marihuana. Y este martes concluyó la operación con la detención de ocho miembros del grupo que fueron sorprendidos in fraganti cuando se dirigían a una antigua nave porcina ubicada en Aranga. Iban a proceder al corte y preparación de 600 plantas de marihuana.

Tras la detención, se procedió al registro domiciliario de los dos principales investigados, en Cerceda y Vilasantar, y de dos naves en las localidades de Aranga y Cerceda. Se incautaron unas 2.000 plantas de marihuana, dos kilos de cogollos preparados para su venta y distribución, 3.210 euros en metálico, básculas de precisión y material informático, así como tres vehículos.

La Guardia Civil ha apuntado que, hasta el momento, se trata del cultivo de marihuana más sofisticado hallado en Galicia. La plantación, con capacidad para producir 8.000 plantas al año, estaba dotada de tecnología avanzada, valorada en más de 60.000 euros.

Ver los comentarios

Source: abc.es

Etiquetas
Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar